Opinión Nacional

Rocky contra Rambo

Rocky es una película estadounidense de 1976. La historia nos narra la búsqueda del sueño americano por parte de un italo-americano, Rocky Balboa, un matón por necesidad, no demasiado listo, que recauda deudas para un prestamista de Filadelfia. Rocky tiene talento para el boxeo y tendrá la oportunidad única de combatir por el título de los pesos pesados. Por otro lado esta John James Rambo, nació en el 1947. Al acabar el instituto se alistó en el Ejército de los Estados Unidos y fue destinado a Vietnam. Regresó a EE.UU. y comenzó a entrenarse como miembro de las Fuerzas Especiales. Otra vez fue a Vietnam, pero a otro frente de batalla. Fue capturado por las fuerzas norvietnamitas. Junto a otro americano fue llevado a un campo de prisioneros de guerra, donde fue torturado. Escapó, pero le destinaron a otro frente. Acabó su servicio y volvió a casa. A su regreso comprobó la animadversión de muchos de sus conciudadanos hacia aquellos que habían luchado en Vietnam. Esta breve descripción fílmica nos muestra a dos personajes que desempeñan roles distintos y logran ganar la atención de todos, son héroes admirados, se convierten en referencia a imitar. Ambas películas están protagonizadas por el gran Sylvester Stallone, es el mismo actor con diferente guión.

Algo parecido nos ocurre en Venezuela, pero no te emociones, también son héroes ficticios, de mentira, de comiquita. Estamos polarizados en dos tercos extremos que dicen ser dueños de la verdad, son mutuamente excluyentes, parecen no poder vivir juntos, para que uno exista debe morir el otro. Nuestros Rocky y Rambo nacionales (oficialismo y oposición) también se las traen, dicen luchar contra el mal (capitalismo o socialismo), dicen ser nobles, desprendidos y valientes. Dicen estar dispuestos a morir si de ello depende la patria misma, en sus discursos nunca falta la defensa al débil, al pobre y desposeído, dicen que toda su lucha es por ellos, para beneficiarlos y dignificarlos. Siempre recuerdan sus orígenes humildes, la peladera de bola en su ranchito; pero eso es pasado, ellos lograron superarse y ahora se disponen a trabajar y luchar por los demás, para eso buscan más poder, para hacer justicia social.

Las batallas de nuestros héroes nunca terminan, tiene mucho trabajo, son el blanco de un atentado o de una conspiración, deben estar alerta, ellos no pueden morir (los demás si); pues sin ellos y sus superpoderes los pobres no podrán defenderse, simplemente son imprescindibles.

Estoy sorprendido, creo que comprendí algo que marcará mi vida, resulta que ambos se parecen mucho (ya me parecía sospechoso), me resisto a creer lo que estoy pensando, estoy harto de decepciones y traiciones; pero aguarden debe ser verdad, al igual que Rocky y Rambo nuestros héroes parecen tener un mismo actor, si un actor perverso que no cree ni confía en el personaje que representa. Sus sentimientos de odios y rencores nos mantienen en peleas y ellos crean la fantasía ideal para justificar su existencia. Son el mismo musiu con diferente cachimbo.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba