Actualidad Internacional

La UE abre sus brazos a Serbia

La decisión Serbia de primeros de septiembre de abrir un diálogo con Kosovo ha sido recompensada hoy por la UE con el acuerdo unánime de elevar a la Comisión Europea la solicitud de ingreso del país balcánico en el club comunitario.

El gesto simbólico es importante, pero no lo es todo. La mano sólo seguirá tendida si Belgrado demuestra que coopera plenamente con el Tribunal Penal Internacional para la Antigua Yugoslavia (TPIY) que reclama la detención y entrega del ex general Ratko Mladic, acusado por crímenes de guerra, entre ellos el de máximo responsable de la matanza de civiles bosnios en Srebrenica en 1995.

A los diez meses de que el presidente Boris Tadic presentara la solicitud de ingreso serbia, los ministros de Exteriores de la Unión han acordado esta mañana en Luxemburgo elevarla al Ejecutivo comunitario para que emita su opinión, criterio que en el mejor de los casos llegará en el segundo semestre de 2011 y dará lugar a largos años de negociaciones.

Ha sido crucial en esta apertura la flexibilización de Belgrado con respecto a Kosovo, materializada en la resolución conjunta euroserbia de principios de septiembre de la Asamblea de Naciones que apelaba al diálogo entre los viejos enemigos. Belgrado dejó claro entonces que hablar con Pristina no significaba reconocer la atoproclamada independencia de Kosovo de febrero de 2008. «La decisión tiene que ver con la disposición constructiva con respecto a Kosovo», ha certificado el ministro belga de Exteriores y presidente de turno de la Unión, Steven Vanackere. «Pero el que hayamos decidido pedir la opinión no quiere decir que todo esté hecho», ha precisado.

Queda mucho trabajo por hacer, aunque sólo sea en la vertiente puramente técnica, años de trabajo y negociaciones, aunque ya desde el principio el proceso queda hipotecado por la colaboración serbia con el tribunal de la Haya. «La plena cooperación con el Tribunal será tenida en cuenta», subraya Vanackere. De hecho, como señala el comunicado que recoge el acuerdo de los Veintisiete, «la plena cooperación con el TPIY es una condición esencial para la integración [de Serbia] en la UE». Los ministros recuerdan a Belgrado que la detención de Ratko Mladic y del político serbiocroata Goran Hadzic, ambos en busca y captura, «será la prueba más convincente de los esfuerzos de colaboración de Serbia con el TPIY».

En la misma línea de «recompensar los buenos gestos», como ha apuntado Vanackere, los ministros discuten en el almuerzo cómo proceder con Cuba. La UE mantiene que las liberaciones de presos políticos por La Habana no son suficientes para eliminar la posición común que desde 1996 supedita las relaciones con el régimen castrista a la democratización de la isla, pero también consideran los ministros que ahora es posible intentar explorar la posibilidades de establecer un acuerdo simplificado de colaboración con la isla.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba