Actualidad Internacional

Muerte de hermana de Evo Morales por coronavirus enrarece panorama político en Bolivia

Cuando todo parecía indicar que la tranquilidad reinaría en Bolivia al menos por unas semanas, luego de la tregua anunciada por la Central Obrera Boliviana y respaldada por Evo Morales que paró las protestas que semiparalizaron al país durante 11 días, tras la aprobación de una ley que fijó para el 18 de octubre las elecciones generales, el panorama político vuelve a enturbiarse por las quejas del expresidente señalando que el Gobierno interino de Jeanine Áñez no le permitió despedirse de su hermana fallecida por covid-19, así como el intento de captura contra los líderes que promovieron el corte de rutas en la nación altiplánica.

La hermana mayor de Evo, Esther Morales (70) falleció el pasado domingo en Oruro debido al coronavirus, una muerte que según reseñaron algunos medios locales se produjo ya que en los centros médicos donde podría haber recibido terapia intensiva carecían de oxígeno a causa de los bloqueos de carreteras que se realizaron la semana pasada.

Sin embargo, el director del Servicio Departamental de Salud de Oruro, Henry Tapia, negó la especie, al aclarar que todos las unidades de salud de la región habían sido abastecidos con oxígeno días antes de que se produjera la muerte de Esther Morales.

Morales se siente perseguido

Mientras, el líder del partido de izquierda Movimiento Al Socialismo (MAS), dijo desde Argentina que lamentaba no poder estar en Bolivia para dar el último adiós a quien, aseguró, fue como su madre.

«Porqué tanto odio, racismo y persecución política que me impiden ver, por última vez, a mi única hermana. Para mí, Esther, fue mi madre. La historia juzgar», publicó Morales en su cuenta Twitter, haciendo referencia a las varias imputaciones que investiga la Justicia boliviana, que incluyen terrorismo, delitos contra la salud pública, instigación a delinquir y además una supuesta relación amorosa con una menor edad, con quien habría tenido un hijo.

Sobre este caso, el presidente de la Cámara de Diputados de Bolivia, Sergio Choque, perteneciente al partido de Morales, amenazó al medio OKDIARIO tras publicar el contenido de un informe policial donde se revelan detalles de esa supuesta relación.

En plan víctima

Entretanto, desde el Ejecutivo presidido por Áñez piden a Morales que deje de «victimizarse». El vocero fue el ministro de Interior, Arturo Murillo, quien aseguró que el exmandatario no regresó a Bolivia para darle un último adiós a su hermana Esther por «cobardía».

«Es un cobarde porque trata de victimizarse ante el mundo. Nadie lo está persiguiendo, lo único que persigue a Evo Morales es su conciencia», sostuvo el ministro de Gobierno, despacho que ha ordenado la búsqueda del máximo representante de la Central Obrera Boliviana (COB), el minero Juan Carlos Huarachi, y dos dirigentes cocaleros quienes fueron demandados por los daños y perjuicios que dejaron las recientes protestas contra el nuevo aplazamiento de las elecciones generales.

La Polícia local está movilizada para ubicar a Huarachi, además de los líderes cocaleros Leonardo Loza y Andrónico Rodríguez y ejecutar los mandamientos de aprehensión en su contra.

Evo Morales alertó sobre lo que denominó «persecución política» y advirtió que «la criminalización de la protesta no detendrá la lucha por la recuperación de la democracia».

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba