Deportes

Eldric Sella, el abanderado de la diáspora vuelve a tocar fondo

No siempre obteniendo una victoria lo focos se centran en los atletas. Más allá del resultado, en la tercera jornada de competiciones en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, el nombre del venezolano Eldric Sella resonó en grande. No por haber caído en su combate ante el dominicano Euri Cedeño, sino por la nobleza y el gesto que tuvo al finalizar la pelea, luego que una periodista le pidió unas palabras para Venezuela y él solo dijo: “Disculpa”.

Desde de antes de su participación en la magna cita deportiva el boxeador de 24 años ya había sido noticia, dado que se convirtió en el primer atleta latinoamericano en competir bajo la bandera del Equipo Olímpico de Refugiados.

En su debut olímpico, el criollo que vivió en el 23 de enero hasta el año 2018 antes de viajar a Trinidad y Tobago donde pidió asilo, sucumbió ante el inclemente ataque de Cedeño en la categoría de 69-75 kilogramos, quien en apenas un minuto y siete segundos se llevó el triunfo, luego que el árbitro decretara un nocaut técnico.

“Yo represento a Venezuela también. Vine como refugiado pero, para mí, yo sigo representando a mi país, a los que se fueron y a los que están ahí y siguen luchando por un mejor país. Represento a todos y me siento mal por no haber cumplido con ellos ni conmigo mismo”, manifestó entre lágrimas Sella en la zona mixta visiblemente afectado.

Por su parte la jefa de la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en Trinidad y Tobago, Miriam Aertker, aseguró sentirse orgullosa del desempeño de Sella.

Muy orgullosa del atleta refugiado Eldric Sella. Luchó duro en sus primeros Juegos Olímpicos y aunque no ganó, su empuje y pasión fueron evidentes, como lo es para todos los Atletas del Equipo Olímpico de Refugiados. Incluso sin una medalla, sigue siendo un campeón”, posteó Aertker en su cuenta en Twitter.

Sin poder regresar a su lugar de residencia

Si de por sí ya la historia de Eldric Sella había sido noticia por haber dejado su país natal en el año 2018 y solicitar asilo en Trinidad y Tobago en busca de una mejor calidad de vida, sin dejar de lado su pasión por el boxeo, realizando grandes sacrificios trabajando duro para ganarse la vida y haciendo todo lo humanamente posible para entrenar, sin recursos económicos y sin un entrenador, la vida de alguna una u otra manera le sonrió al permitirle hacerse con un cupo para participar en los Juegos Olímpicos, sin embargo lo hizo bajo la bandera del Equipo Olímpico de Refugiados.

Ahora el destino le vuelve a colocar un nuevo desafío. Y es que de acuerdo a la información que ofreció este lunes su padre Edward Sella al medio digital VPItv, el púgil criollo no podría regresar a Trinidad y Tobago, dado que no cuenta con un pasaporte vigente.

Trinidad y Tobago le negó la posibilidad de entrar al país. No puede regresar. Nuestros pasaportes se vencieron y ha sido complicada la renovación y el gobierno de Trinidad dice que no tiene un documento válido para otorgarle la visa“, dijo.

Sobre esta delicada situación, Edward Sella indicó que ya la ACNUR está al tanto del caso y le prometieron buscar la opción de un país que les permita recibirlo a él, a su hijo y a la novia de Eldric.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba