Deportes

Houston hace respetar su casa

La mejor versión de los Rockets de Houston llegó bajo el liderazgo del escolta James Harden y el pívot Dwight Howard que se combinaron con 46 puntos y el equipo tejano se impuso 124-103 ante Los Ángeles Clippers en el quinto partido de la eliminatoria de semifinales de playoffs de la Conferencia Oeste.

La victoria, la más contundente y amplia que han tenido los Rockets en la serie que disputan al mejor de siete (2-3), les permitió evitar la eliminación y tendrá la oportunidad de empatarla si el jueves consigue, en el Staples Center, de Los Ángeles, el triunfo.

Harden destacó con un triple-doble de 26 puntos, 11 rebotes y 10 asistencias, a pesar que falló siete de los ocho tiros que hizo desde fuera del perímetro.

Pero Howard le apoyó al conseguir también un doble-doble de 20 tantos, 15 rebotes, incluidos 10 defensivos, y puso dos tapones, mientras que el alero de origen dominicano Trevor Ariza también brilló al aportar 22 puntos, que lo dejaron como segundo máximo encestador del equipo.

Ariza mostró su mejor versión en el juego defensivo al capturar ocho rebotes bajo la canasta de los Rockets, recuperó tres balones y dio tres asistencias, que ayudaron a los Rockets a romper racha de dos derrotas consecutivas e impedir que por primera vez en la temporada perdiesen tres partidos seguidos.

Junto a Harden, Ariza y Howard, otros tres jugadores consiguieron números de dos dígitos, incluidos los reservas, el escolta Corey Brewer que llegó a los 15 puntos (5-8, 0-1, 5-6), y el ala-pívot Terrence Jones, que aportó 12 tantos y cinco rebotes, a pesar que salió de reserva.

El alero Josh Smith salió de titular en el puesto de Jones e hizo una buena labor al conseguir nueve puntos, siete rebotes, cuatro asistencias y anotó el triple en la recta final del cuarto periodo que cortó el intento de los Clippers de meterse de nuevo en el partido.

Mientras que el base Jason Terry, que salió de titular, completó la lista de los seis jugadores de los Rockets que tuvieron números de dos dígitos al encestar 11 tantos.

El veterano base argentino Pablo Prigioni jugó 18 minutos como reserva de los Rockets e hizo una gran labor en la dirección del juego y en el control del balón.

Prigioni se fue sin puntos al fallar el único tiro que hizo a canasta, capturó tres rebotes, todos defensivos, y dio dos asistencias.

El partido quedó decidido en el segundo periodo antes de irse al descanso al conseguir 36 puntos por 26 de los Clippers e irse a los vestuarios con una ventaja de 15 tantos, la mayor que han tenido en lo que va de la eliminatoria.

Nada más comenzar el tercer periodo, los Rockets anotaron un triple y ahí se acabó la reacción de los Clippers, que su mejor esfuerzo los llevó en el tercer periodo a colocarse 12 puntos abajo en el marcador, pero eso fue todo porque el equipo de Houston siempre respondió con las canastas que les permitió mantener la ventaja por encima los 10 tantos.

Harden con dos minutos por jugarse anotó su único triple del partido y lo sentenció al poner parcial de 121-100, que además fue también la mayor ventaja que tendrían los Rockets y que la mantendrían hasta el final, a pesar que el entrenador Kevin McHale decidió darle descanso a los titulares y sacar a los reservas.

Los Clippers también habían hecho la concesión de la derrota y el entrenador Doc Rivers hizo lo propio al darle descanso a los titulares y minutos a los reservas.

Antes de irse al banquillo, el ala-pívot Blake Griffin volvió a ser el líder de los Clippers al aportar un doble-doble de 30 puntos y 16 rebotes, incluidos 10 defensivos, pero al final no pudo ser factor ganador porque el resto del equipo no superó a la buena defensa que presentaron los Rockets.

Si lo hizo el base Chris Paul, que sigue sin jugar al ciento por ciento de su condición física al no estar recuperado del tirón muscular que sufre en la pierna izquierda, pero también logró un doble de 22 puntos y 10 asistencias.

El pívot DeAndre Jordan esta vez no pudo ser factor ganador y aunque volvió a recibir faltas personales estratégicas de los Rockets no llegaron a los 34 tiros como sucedió en el cuarto partido sino que esta vez fueron 16 y falló nueve.

Jordan concluyó el partido con un doble-doble de 13 puntos, 11 rebotes –ocho defensivos–, repartió dos asistencias, recuperó un balón y puso un tapón.

«Hay que darle crédito a los Rockets, jugaron mucho más concentrados, mostraron la necesidad que tenían de ganar y nosotros no lo hicimos», declaró Rivers. «No me siento satisfecho por la manera como jugamos porque es responsabilidad del entrenador y en los playoffs no puedes hacer ningún tipo de concesiones, porque luego te pueden pasar factura».

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar