Economía

El kilo de queso le pisa los talones al salario mínimo

Luego del incremento salarial decretado por Nicolás Maduro el pasado 11 de enero, tal como se auguraba, los precios de los productos de la cesta básica se han disparado notablemente. El kilo de queso va entre los primeros lugares en la carrera de la hiperinflación, que hasta ahora le lleva una larga ventaja al salario mínimo de los trabajadores.

Mientras el ingreso mínimo quedó fijado en 18.000 bolívares, el kilo de queso paisa cuesta ya Bs. 16.990 en algunos establecimientos de la ciudad capital.

En Ciudad Bolívar, consumidores denuncian que tras el incremento salarial decretado por Maduro, los comerciantes aumentaron los precios de manera «desproporcionada».

Afirman habitantes de la capital bolivariana que el kilo de queso que costaba 3.700 bolívares ahora se vende en 9.000.

En Vargas, los ciudadanos denunciaron a principios de este mes que el  kilo de queso duro, que el pasado 3 de enero costaba 2.400 bolívares, superó el día 10 los 4.000 bolívares en las distintas charcuterías del estado costero, reseñó La Verdad de Vargas.

Soy pensionada y lo único que puedo llevar son 1.000 de requesón y echarle sal para sustituir el inalcanzable queso duro, expresó una consumidora varguense.

Sin embargo, para el 18 de enero, el queso duro, que representaba una alternativa más económica para algunos consumidores, se ubicó sobre los 7.000 bolívares en la mayoría de los establecimientos comerciales de la Gran Caracas. Casi medio salario mínimo actual.

Incluso la carne ha quedado por debajo del queso en la escalada hiperinflacionaria, pues la proteína se ubica actualmente entre 6.000 y 8.000 bolívares en las carnicerías.

El requesón puede encontrarse en 2.400 bolívares y la cuajada en Bs. 1700, por lo que las personas han optado en comprar estos sustitutos para poder resolver las comidas.

Hiperinflación aniquila desayunos y cenas

Además del queso, otros productos de charcutería se encuentran por las nubes. El kilo de jamón supera los 38.000 bolívares, por lo que un trabajador, necesitaría al menos dos salarios mínimos para adquirirlo.

El cartón de huevos, por su parte, continúa su escalada a niveles astronómicos. Este 18 de enero, esta proteína ronda entre 8.000 y 10.000 bolívares dependiendo del establecimiento.

Según cifras del Fondo Monetario Internacional (FMI) el índice de inflación en Venezuela alcanzará los 10.000.000% este 2019.

Es así como un alimento que nunca había faltado en la nevera del venezolano, como lo es el queso, se ha convertido en un lujo para unos y en un sueño irrealizable para otros. El costo de los productos continúa en aumento y la hiperinflación sigue descalabrando el poder adquisitivo de los trabajadores.

 

Fundado hace 23 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar