Opinión Nacional

El legado de Chiara Lubich

Recientemente acaba de fallecer en Roma, Chiara Lubich, (1920-2008), fundadora del Movimiento de los Focolares u Obra de María (como fue aprobada oficialmente por la iglesia en 1962) y figura de primer orden para la iglesia.

Su importancia y proyección, sin lugar a dudas, trasciende al propio catolicismo; ella con su testimonio vida, obra y pensamiento se convierte en una protagonista fundamental de la cultura contemporánea, urgida de diálogo y encuentro. Chiara lo logró con creces en su acercamiento y convivencia con representantes de las principales creencias y religiones del mundo. Profética en su obra, se abrió a un encuentro ecuménico de verdaderos hermanos propulsora como nadie del “espíritu de Asis”. Hizo presencia en el mundo de manera activa y eficaz; inspirando a miles y millones de personas, empezando por los focolarinos y focolarinas, con un amor incondicional, por fidelidad a Dios y a los seres humanos. Su “meditación teológica” y su espiritualidad, se nutre de su experiencia mística de “Jesús abandonado” -ápice del dolor de Cristo que en la cruz grita Dios mío, Dios mío por qué me has abandonado”, manifestación máxima de su amor por Dios y por los Hombres-, para acceder a la plena humanidad de la condición del hombre habitualmente llena de carencias y miedos, no obstante siempre dispuestos al amor y a la esperanza a través de la redención del crucificado.

En una ocasión Chiara, haciendo referencia al momento de su encuentro definitivo con Dios dijo: “Quisiera que la obra de Maria, al final de los tiempos, cuando, compacta, estará a la espera de presentarse delante de Jesús Abandonado-Resucitado, pueda repetirle, haciendo suyas las palabras del teólogo belga Jacques Leclercq: “…tu día, mi Dios, vendré hacia ti (…) con mi sueño más loco: traerte el mundo entre los brazos”.

Hoy en los umbrales del siglo XXI, su obra nos ilumina, iluminando a la humanidad que enfrenta múltiples retos y desafíos, que sólo desde la “fraternidad” pueden ser asumidos sin sacrificar al propio ser humano.

La Universidad Católica “Cecilio Acosta” creó, hace 4 años, la Cátedra Libre Chiara Lubich, con el objetivo de proporcionar un espacio académico que difunda su pensamiento y experiencia y de promover el diálogo y la fraternidad como paradigmas de relación entre los miembros de la sociedad. Con la misma finalidad ha abierto una materia electiva dentro del currículo formal.

La UNICA está preparando para este año una gran jornada a nivel nacional e internacional para profundizar en el legado de Chiara Lubich.

Todos aquellos interesados a un acercamiento espiritual e intelectual a esta figura cimera de nuestros tiempos pueden tener mayor información a través del sitio
www.focolare.org/es o por los teléfonos:
0212-2394762 / 0212-2859845 / 0261- 7989472 / 0261- 7628034

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba