Opinión Nacional

Política criminal: sin ella no habrá orden, armonía ni la ansiada seguridad personal

Hasta hoy en Venezuela no se ha aplicado una política criminal coherente, no existe programa político criminal observable, quizá ni política criminal, por ello el resultado de lo que se vive y sigue: desorden, inseguridad, crímenes y más crímenes –en parte, también, producto de sociedades salvajes-.

Ahora, ¿por qué política criminal?
La política criminal es la disciplina matriz del sistema penal que debe coordinar su funcionamiento en todos los aspectos, de principio a fin para que sea coherente. Pertenece a las políticas de Estado referentes al fenómeno criminal.

Ésta enfatiza su trabajo en los aspectos preventivos del sistema penal, se desarrolla –si se hace adecuadamente- para disminuir el fenómeno de la criminalidad, resultando así: si existe menos criminalidad el control del aspecto represivo (leyes sancionatorias) será mucho menos difícil, será aceptable.
El aspecto preventivo es extenso y cada día más profundo entre menos acciones al respecto haya.

La política criminal no se debe considerar como un instrumento bandera de los gobiernos (es un instrumento técnico-político del Estado), si es así habrá errores con resultados graves –quizá trágicos-.

Entre menos se observe la política criminal más criminalidad habrá, las leyes no tienen la culpa que los funcionarios del Estado delincan –desde hace tiempo no se conoce quién es más delincuente que quién (quién es peor)-, o que el gobierno de un país no posea política criminal o, cuando más, programas político criminales adecuados.

La solución no está en reformas y más reformas de las leyes (reformas de las reformas), las leyes penales no habrá que deplorarlas más de lo que se le ha hecho; reformas sin sentido, llevadas por la pasión o conmoción del momento, no son nada aconsejables, es improvisación y nada de política criminal. La solución (disminución de la criminalidad, seguridad personal y demás) está en seriedad de las instituciones del Estado, trabajo fuerte y constante, aplicación de estudios coherentes y sinceridad en todo ello.

En su mayoría la solución estará allí, con más detalle pero en esencia es eso.

Una política criminal coherente –que involucra muchas actividades del Estado y la sociedad- generará resultados, luego de su aplicación sensata y constante a corto, mediano y largo plazo.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba