Tendencias

Despacito… o eso que queremos que pase rápido

Tuve la oportunidad de escuchar a Edward Sitzer, uno de los más reconocidos organizadores de eventos del país, quien decía una gran verdad: cuando algo se vuelve tendencia, pierde su encanto de lo novedoso. Sencillamente deja de ser algo exclusivo. Walter Benjamín dijo algo muy parecido, menos aterrizado por su tono académico, cuando una pieza artística de industrializa, deja de ser arte para convertirse en producto.

Esa es mi sensación cuando escucho Despacito. El internet, la radio la televisión, los carros, los niños no dejan en paz esa canción que, sin ser fanático de Luis Fonsi y mucho menos de Daddy Yankee, me estaba empezando a gustar.

El efecto viral que ha tenido la canción me llevó de reconocerla en un evento musical como una novedad, a sentirme asqueado porque ni siquiera puedo caminar en la calle, donde es muy probable que alguien esté al menos tarareando la canción. Youtube es la evidencia de semejante crecimiento: en menos de un mes el video oficial posee ya 425 millones de reproducciones y dos millones de likes.

No conforme con eso, la búsqueda arroja al menos unas 10 versiones distintas que pueden sobrepasar el millón de reproducciones, e incluso, el video de la venezolana que se muestra bailando la canción ya está a punto de tener 100 mil visitas, y tiene apenas seis días de subido en la red en el momento que estoy escribiendo esta publicación.

https://youtu.be/ilpZhnIufD8

Tengo que reconocer que la canción es divertida, pegajosa, con los elementos esenciales para ser viral, incluso para una persona como yo. Incluso mi nena de un año no deja de bailarla. Creo que es un one hit wonder que rescató a Fonsi, reconciliando al reguetón con voces reconocidas y sin tanto barbarimos. Ahora bien… si me preguntan mi opinión… eso es solo una cumbia.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba