Tecnología

Twitter asegura que no tiene planes de despidos masivos

Los recortes traerán un "efecto cascada": servicios más deficientes, menos personal de apoyo y una creciente desmoralización del personal restante, que ya lleva meses de incertidumbres por los continuos vaivenes de Musk

Twitter aseguró a sus empleados que no tiene planes de llevar a cabo despidos a gran escala, después de que el diario The Washington Post publicara un artículo en el que indica que eso va a ocurrir tanto si se cierra la compra por parte de Elon Musk como si no.

En un correo electrónico interno, el abogado principal de Twitter, Sean Edgett, indicó que la empresa no está preparando despidos, solo unas horas después de que el Post saliera con su información.

De acuerdo con el diario, que asegura haber obtenido documentos sobre las últimas conversaciones entre el multimillonario Elon Musk y los eventuales inversores que lo ayudarán a cerrar la compra de la red social, el magnate tiene planes para deshacerse del 75 % de la plantilla que trabaja en Twitter hasta dejarla en unas 2.000 personas.

El diario asegura además que, aún en el caso de que no se formalice la compra, la compañía va a realizar grandes recortes de personal que alcanzarían aproximadamente a una cuarta parte de los 7.500 trabajadores.

El Post señala que esos recortes pueden afectar a la capacidad de la red social de controlar el contenido dañino u ofensivo -como la pornografía infantil, por poner un ejemplo-, así como para prevenir brechas en la seguridad de los contenidos.

Según los documentos consultados por el diario y testimonios de otras fuentes, los recortes no solo afectarían al personal, sino también a la infraestructura de la empresa y, concretamente, a los centros de datos que permiten el funcionamiento de esta red que consultan al día más de 200 millones de usuarios.

Estos recortes -continúa el Post- son los que explican la ansiedad con que Twitter ha tratado de cerrar la venta a Musk por 44.000 millones de dólares, pues así haría que el equipo directivo actual dejara las decisiones más dolorosas al nuevo equipo.

Un experto en datos científicos contactado por el Post apuntó que si se confirman los recortes, traerán un «efecto cascada»: servicios más deficientes, menos personal de apoyo y una creciente desmoralización del personal restante, que ya lleva meses de incertidumbres por los continuos vaivenes de Musk al respecto.

Si no hay nuevos capítulos en este novela de Twitter, la compra por parte de Musk se cerrará el próximo 28 de octubre, y ese día él pasará a ser el dueño único de la red social, y podrá llevar a cabo todos sus planes. 

Fundado hace 26 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba