Actualidad Internacional

Definido: Keiko Fujimori disputará con Pedro Castillo la presidencia de Perú

Con el segundo lugar obtenido en las elecciones del pasado domingo, Keiko Fujimori se ganó la oportunidad de estar en el balotaje del 6 de junio

Ya están definidos los candidatos para la segunda vuelta en Perú, de la cual saldrá el próximo presidente de la nación inca: El postulante del partido de extrema izquierda Perú Posible, Pedro Castillo, rivalizará contra la aspirante de tendencia conservadora, Keiko Fujimori, de Fuerza Popular, que definitivamente se quedó con el segundo puesto, por lo que tendrá la opción de participar en el balotaje que se llevará a cabo el 6 de junio.

Según la más reciente actualización de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE), contabilizadas el 92% de las actas, Castillo se consolida en el primer lugar en los comicios que se celebraron el pasado domingo, al registrar un 19.08%, mientras que Fujimori se ubica en la segunda casilla con el 13.36%.

En número de votos, Castillo supera a Fujimori por casi 800 mil sufragios.

Por detras, quedaron el aspirante ultraderechista Rafael López Aliaga, que avanzó a la tercera posición, con 11,68%, desplazando al cuarto lugar al economista Hernando de Soto, que tiene un 11,62% de la votación.

El resurgir de Keiko

Lo cierto es que Keiko, la hija del preso expresidente Alberto Fujimori, ha conseguido reflotar su figura política, superando incluso el más de un año de prisión preventiva que pasó en algunos meses de 2018 y luego en 2020, mientras era investigada por delitos de lavado de dinero y organización criminal, para estar ahora cerca de emular a su padre, buscando ocupar el principal puesto en el Palacio de Gobierno, la sede del Ejecutivo peruano. 

Con 45 años, Keiko Fujimori ha vivido casi toda su vida en la escena política, después de asumir el cargo de primera dama a los 19 años en el Gobierno de su padre (1990-2000), encabezar a su partido Fuerza Popular en el Congreso y luego postularse dos veces a la presidencia de Perú, siendo derrotada en segunda vuelta por Ollanta Humala en 2011 y por Pedro Pablo Kuczynski en 2016.

Keiko está casada con el estadounidense Mark Vito, quien también es investigado por delitos de corrupción, y es madre de dos niñas.

Para tratar de consolidar sus opciones en el balotaje de junio, Fujimori ya propuso a Hernando de Soto y a otros excandidatos de tendencia ideológica afín, trabajar juntos con el objetivo de hacer frente a la izquierda radical representada por el candidato vencedor en la primera vuelta, Pedro Castillo.

Keiko pretende dejar de lado el notable rechazo que tanto ella como su padre tienen en amplios sectores de la sociedad peruana, y confía que muchos se sumarán a su propuesta para llegar a la Presidencia, porque no quieren ver convertido al país en «Cuba o Venezuela«.

Castillo llama a dialogar

Entretanto, Pedro Castillo, que tomó en las últimas semanas un impulso formidable, hasta obtener la mayor votación en el evento electoral del pasado domingo,  llamó a los grupos sociales y organizaciones nacionales a entablar un diálogo, para el que pidió que «no se asusten» y se sienten «a conversar«.

«Hablemos desde las propuestas, hablemos desde lo que uno necesita. Yo sigo sosteniendo que el Perú necesita un cambio estructural para ya no seguir polarizando al país«, afirmó el candidato de Perú Libre, organización política que se ha autodefinido como «marxista, leninista, mariateguista«, este último apelativo que recuerda al escritor, periodista, político y filósofo peruano de tendencia marxista, José Carlos Mariátegui.

Castillo aseguró que, tras el resultado de los comicios, se siente «tranquilo» y que durante su campaña para la segunda vuelta no habrá «ninguna agresión» de su parte.

«Pero sí veo un escenario político en una segunda vuelta de que esto es una competencia entre los ricos y los pobres, entre la opulencia y el mendigo Lázaro, y veo también una lucha entre el patrón y el peón, entre el amo y el esclavo«, enfatizó el profesor y dirigente sindical de 51 años.

Durante su campaña electoral, Castillo propuso una Asamblea Constituyente para sustituir la Constitución de 1993, surgida tras el autogolpe de Alberto Fujimori. Asimismo, Castillo prometió la conformación de un nuevo Tribunal Constitucional «elegido por el pueblo, en consulta popular«.

En cualquier caso, habrá que esperar al 6 de junio para saber quién gobernará a Perú a partir del próximo 28 de julio, día del Bicentenario de la Independencia de la nación inca.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba